Inicio  >  Conducción de personas y empresas

Conducción de personas y empresas

 

En el “Foro Mundial de Educación y Habilidades 2016” (Dubai), se definieron cinco ejes que definirán la educación ejecutiva del futuro; éstos son: desarrollar competencias socioemocionales, liderar equipos caracterizados por la diversidad, poner en práctica conocimientos aprendidos en contextos nuevos, pensar más allá de los límites de la disciplina y tener una mirada global. Según Fernando Reimers – Director de la Iniciativa Global en Innovación Educativa en Harvard: “es necesario desarrollar tres tipos de capacidades: cognitivas, intrapersonales y de relación”.

Querer mejorar

La gran mayoría de las personas creen que se comunica bien, que toman buenas decisiones, que sus decisiones son pensadas (racionales), que tratan bien a los demás, que conducen bien a sus empleados, que son objetivos sus argumentos, y así podemos seguir enumerando. Creen que tienen todas las virtudes y que los demás no los comprenden. Es bajo el porcentaje de personas que “se da cuenta” de sus conductas inadecuadas o que no logran los resultados deseados y “que decide” mejorar. Recordemos que la mayoría de nuestras decisiones son automáticas y son emocionales (Facundo Manes – neurocientífico) y aun las que creemos racionales están sesgadas (tendenciosas), por nuestras creencias, prejuicios y nuestros modelos (familiares, educativos, sociales). Cuando recibimos un estímulo, que puede ser: un comentario, un pedido, una queja, una orden, un halago o una crítica, respondemos de cierta forma, y según sea “el cómo” de esa respuesta, tendremos una consecuencia, que puede ser “muy favorable, favorable, neutra, negativa o muy negativa”. Es una decisión propia, no puedo decir: “me hizo enojar”, me hizo reaccionar mal”. La decisión de cómo responder es de uno, como adulto.

Mejores relaciones, mayor rentabilidad

La Psicología es la ciencia de la conducta humana, de las acciones; estudia los procesos mentales, las sensaciones, las percepciones y el comportamiento del ser humano, en relación con el medio ambiente físico y social que lo rodea. El modelo educativo de la psicología humanista de Eric Berne, permite transmitir conceptos profundos que facilitan el cambio (el darse cuenta) de modo sencillo y en un lenguaje simple. Para referirnos a personas que actúan correctamente usualmente decimos que “es una persona madura”, es asertivo, se comporta adultamente. Eric Berne en su modelo educativo identifica claramente qué es ser adulto: “es quien tiene un pensamiento racional para el análisis de la información y aplica adecuadamente su inteligencia socioemocional para comprender al otro y adoptar actitudes acordes a la situación y el contexto, para la toma de decisiones más convenientes a la situación”. Personalidades adultas conforman una organización productiva, afirmación válida para todo tipo de organización, especialmente para las empresas familiares, dónde el parentesco y las emociones compiten con decisiones racionales. Mejorando las relaciones interpersonales en las organizaciones aumenta la productividad y por lo tanto la rentabilidad.

Reconocerse para mejorar

La formación en capacidades socioemocionales requiere transitar un camino partiendo del autoconocimiento, identificando las propias capacidades a fortalecer, mejorando la interacción con los equipos de trabajo, desarrollando fortalezas de conducción y de inteligencia emocional, para lograr un liderazgo integral. La aplicación de la psicología permite un aprendizaje profundo y sostenible, entendiendo las ventajas del cambio.

DESCARGUE EL CERTIFICADO 2017

RSS es un formato para la sindicación de contenidos de páginas web. Sus siglas responden a Really Simple Syndication

Noticias

RSS